01
Dec

Remanente

2 Comentarios hasta el momento.

No puedo evitar unir historias y puntos y decir, vaffanculo. No por mí, no mi vida, sino por todas esas coincidencias cósmicas que se están uniendo en este preciso momento y de las cuales yo sólo puedo ser espectadora.

Ferrara.Guadalajara.Londres.Barcelona.Athena.Guadalajara.Monterrey. Distrito Federal.Guadalajara.DistritoFederal.

En ése orden y con ése preciso grado de separación y repetición.

A veces la vida es tan sabia y nosotros tan estúpidos (y yo tan idiota para expresarme) que las cosas pasan y la condición de humanos nos sirve para decir “ni modo”. Todo se puede correjir, y me hierve la sangre de coraje por no poder comprender ésa pinche condición de “humanos”.

Ya me lo han dicho varias veces, la conexión con lo espiritual es tan grande que tengo que ser más comprensiva con el remanente, pero recordemos que eso es un envase que se queda aquí y que a la larga se pudre y no sirve para nada.

Y como en otras ocasiones esto será una nota para mí y para recordarme que tengo que ser más comprensiva, pero a mí ¿quién me comprende? Creo que sólo ésos que me dan estas señales del “crash” inevitable que este par se dará en menos de lo que cree que le durará su felicidad.

2 Responses


  1. mariana m* on 06 Dec 2010

    ¡Ánimo! Lo más hermoso de la vida es, precisamente, que cuando menos lo imaginas, se reivindica contigo. Por más increíble que parezca, todos pasamos por donde nos toca: si es sufrimiento, sufriremos hasta morir, pero será sólo para renacer de nuestras propias cenizas; si felicidad, a gozarla, que está ahí. No todo es blanco o negro. Un día amas, otro no. Al final, sólo tienes que aprovechar, estirar la mano y tomar eso que la vida te pone delante 😉
    ¡Saludos!

  2. Perliux on 27 Dec 2010

    Lo curioso es que en esta ocasión me corto y pego -por llamarlo así- no por mí sino por las situaciones que veo venir y desgraciadamente no puedo hacer nada más que ser testigo.

    Los involucrados conocen las consecuencias y sólo se están dejando llevar, a sabiendas que quedarán embarrados y desbaratados, pero ahí ni cómo hacerle. 🙁

    Cómo dicen, amar es un verbo transitivo y debe “transitar”.

    Yo calladita.