04
Mar

Azul

1 Comentario hasta el momento.

bici-a-ferrara

Algunas veces sólo quisiera decirte que sí y abandonar todo cuanto tengo. 5 minutos después lo reconsidero: me dueles profundísimo, amore, y no sé en realidad si algún día lograré olvidar todo este tiempo de olvidos, retornos y promesas.

Como siempre lo mencionaste, me ahogué en actividades.

La intención no era muy clara al principio, pero conforme avanza el tiempo te doy la razón: me ayudan a no querer pensar más en tí.

Me han dicho que debería retomar el proyecto de Italia azul, pero no estoy tan segura de tener la diciplina para hacerlo. Hoy saqué ése pedazo de mi vida y no supe qué hacer con el. Lo tuve entre las manos cerca de dos horas, lo releí, noté las tachaduras y correcciones que Lauro hizo y no sé si valdría la pena reescribirlo en español.

Marsia me ha contactado, otro gran momento de nuestra vida. Fue grato saludarla, preguntar por su vida, saberla feliz pero sobre todo, lejos de ti. Y todo esto denota tu toxicidad: cosa que tocas, cosa que matas y no, no lo digo con despecho, simplemente lo digo con las ganas de externar lo que a simple vista se puede ver.

No lo sé, en verdad no lo sé. Creo que después de escribir esto pronto te me aparecerás, como cada vez.

One Response


  1. Blu on 05 Mar 2010

    A veces pasa, que invocamos a las personas como un ritual más de la existencia.

    Los amorosos nunca se encuentran…